Archivos de la categoría Destilados

whisky-645x400

Un single malt del sur del mundo

whisky-645x400

La voz en mapudungún que ocupa esta etiqueta se traduce como “jugo de oro”. Millakoru es el primer whisky single malt chileno, de seguro el más austral del mundo. A cargo de este emprendimiento está el destilador Eric Caballero, quien usó maltas de la región de la Araucanía y turba que proviene de la región de Magallanes. Pero este destilador no es un aparecido, pues también ha incursionado en el mundo de las absentas y ya preparó lo que podría denominarse el primer Gin nacional de la era moderna del Gin-Tonic, además de ser el responsable de experimentos con hidromiel y un licor de maqui. Experiencia que utilizó para producir un whisky pionero en su género, usando productos locales. Porque hay otros ejemplos de producción de whisky alrededor del orbe fuera de la hegemonía escocesa, con otros granos (como los americanos que usan centeno o maíz), con otras destilaciones (tres en el caso de los irlandeses) y con importación de insumos (como es el caso de los japoneses, que importan la turba o carbón vegetal que le da ese toque ahumado tan característico) y así desde India hasta Uruguay.

Este espirituoso, se elabora en un antiguo alambique de cobre que recrea un artesanía y legado familiar que se asienta en las cercanías de Concepción, en la localidad de Talcamávida. Allí, Caballero aprendió de su abuelo los secretos de la destilación con el control de las temperaturas y la diferenciación de las distintas calidades del alcohol que se obtiene mediante este milenario proceso. Envejecido en roble por 4 años, parece poco, pero debido a la oscilación térmica de la zona de Talcamávida, el reposo equivale al doble de tiempo en Escocia. Pero no se trata de emular los estilos de Speyside o los ahumados de Islay, sino que hay una sincera búsqueda de preparar un whisky nacional, con las peculiaridades que da la tierra y el clima locales.

Entre las notas de cata advertimos un dorado cobrizo, traslúcido. En nariz, destaca un humo refinado y ligero y otras notas más almibaradas como de mieles y más afrutados. En la boca, se desarrollan las notas más frutales, algo de toffee y un perfil de sabor ligeramente salino. A pesar de sus 48° no es un alcohol agresivo, sino más bien amable y delicado, aunque tampoco descarte abrirlo con un poco de agua purificada para darle otra cara a este bien logrado whisky chileno.

Millakoru cuenta con una limitadísima producción de apenas 270 botellas. Disponible a través de www.jantoki.cl. Precio de referencia $ 25.000.

TraKal destilado de peras y manzanas (6)

Trakal, un destilado que mezcla peras con manzanas

TraKal destilado de peras y manzanas (4)Muy refinado es este espirituoso desarrollado por el destilador Sebastián Gómez Camorino con un original y particular método e insumos de la Patagonia donde además de la manzana y la pera hay inclusión de hierbas como la casia, manzanilla y laurel de la Patagonia. Más que un perfil dulce y licoroso se agradece la elegancia y frescura de un destilado que se aprecia bien solo o involucrado en coctelería. En nariz es muy herbal y adelanta un perfil complejo y fresco. Un perfume boscoso con algunas notas de la fruta que lo compone. En la  boca desata un alcohol (de 42° de potencia) muy delicado con un resabio largo.

Las recomendaciones de consumo van desde servirlo muy frío, con hielo o en cocteles sencillos como una versión con Tónica o como un Negroni en reemplazo del gin. Disponible en restaurantes, hoteles y bares.

Trä-Kál. Precio de referencia $20.000. Disponible en La Vinoteca. Más detalles en la web www.trakal.com

El Pisco Nació en Chile

El Pisco nació en Chile

El Pisco Nació en Chile

El Pisco nació chileno. El estudio del investigador Pablo Lacoste confirma que esto es así. ¿Por qué?, se lo contamos. En esta historia de una aventura nacional, todo parte con los piratas que 1680 llegan a La Serena. Se podría decir que los piratas ingleses tiene la culpa de que se produzca pisco en el valle del Elqui. Imagine el panorama: La gente se angustia, la inseguridad y el pánico cunden entre los habitantes quienes ante la imposibilidad de huir por orden del Cabildo de la época emprenden hacia las zonas más altas del Elqui para evitar los saqueos y la probable muerte. La corona española y las autoridades ya no los podían proteger. Este puñado de familias se instalan en haciendas y buscan un modelo de autosutentabilidad. En esta aridez comenzaron a cultivar las vides y luego producir un destilado que ya llamaban y escribían como “pisco” en 1733. El inventario de una Hacienda la Torre, enclavada en el valle del Elqui es el documento que valida la tesis del académico e historiador argentino Pablo Lacoste, quien junto a un grupo multidisciplinario, -y por años- llega a este hallazgo historiográfico. El libro, ha causado gran revuelo entre las autoridades peruanas, cosa que no ha sucedido en nuestro país. No descarten que un batallón de historiadores desempolve otros documentos peruanos en los meses venideros. Recuerden simplemente el transatlántico que es la gastronomía peruana y parte de ella es su afamado pisco sour. No queremos sembrar la discordia en este campo, simplemente les recomendamos usar el “apellido” para estas dos bebidas, emparentadas aunque distintas, que ocupan un homófono. Si los peruanos encuentran un documento más antiguo, bien. Pero no quita el valor de que en nuestras fronteras se produce una bebida destilada a partir de uvas aromáticas que cuenta con más de 300 años de una legítima tradición, un saber-hacer y que constituye la denominación de origen más antigua de América.  Una bebida que nace del sacrificio y como respuesta a la hegemonía de Perú en la producción. Estamos hablando de una época en que Potosí, con cerca de 160.000 habitantes era una especie de metrópoli que funcionaba en base a la extracción de plata y concentraba el consumo y la demanda de bebidas alcohólicas.

Aunque nuestros vecinos del norte han dado tumbos y han sido más erráticos en la producción de este destilado, porque también desarrollaron un destilado a partir de chirimoyas y hay profusa utilizaiócn de caña de azúcar para producir alcoholes (más rápido y económico). Detalles de esta profunda investigación que legitima la costumbre de destilar la bebida nacional se encuentran en el estupendo El Pisco Nació en Chile, Genesis de la primera Denominación de Origen de América. Editado recientemente por RIL.

En principales librerías. Precio de referencia $25.000.

libro-bebidas-artesanas-2

Manual de brebajes ancestrales

libro-bebidas-artesanas-2

Este volumen propone redescubrir las técnicas artesanales para hacer bebidas al estilo de nuestros abuelos. La autora, Lindy Wildsmith, desempolva saberes hogareños que la era industrial sepultó. Técnicas como infusionar, macerar, prensar y fermentar los ingredientes desde una óptica de respeto por el producto y retomar lo natural y respetar la estacionalidad. El libro (con instrucciones claras y un detallado paso a paso) se divide en estilos de bebidas, que abarcan desde cordiales y bebidas gaseosas hasta vinos, cervezas, licores y sidras de manzana y de pera, pasando por tisanas y tés. En total son más de 100 recetas para preparar bebidas con y sin alcohol. Bebidas Artesanales está disponible en librería Contrapunto. Precio de referencia $29.800.

Pisco Collins al estilo Renaissance

Cinco propuestas de cócteles con pisco

¿Chileno, peruano? La coctelería los aúna:

Nos decidimos a preparar cócteles de vanguardia utilizando como destilado pivote el destilado que nace y es patrimonio homónimo y diverso en el Pacífico Sur. Combinamos recetas y técnicas para dar vida a un tremendo Pisco Punch en una detallada receta que alcanza para 12 personas, un Pisco Collins de notas especiadas y que viaja hacia la órbita del Chilcano, un Pisco Julep que sería una reversión de una receta clásica al igual que uno que se arropa con burbujas como el Champagne Cooler. Además, dentro de esta paleta de tragos, incorporamos de entrada la mezcla moderna del global Panamericano que concilia -con la mediación de un amargo italiano- al pisco peruano y un sauvignon blanc nacional. Atrévase a preparar estas mezclas en casa y celebrar la versatilidad de este espirituoso.

  • Texto: Rodrigo Martínez E.
  • Fotografías: Juan Pablo Turén
  • Producción: Claudia Maluenda
  • Agradecimientos a D/Bar, Hotel Renaissance

Para dar con estas recetas, contamos con la ayuda y la mano de Cristóbal Cofré. Barman del D/ Bar, el bar principal del Hotel Renaissance, que dispone desde esta temporada una nueva coctelería de autor. Junto a Mathias Arias desarrollaron una carta de cócteles donde destaca una mixología con clásicos remasterizados, tragos con influjo Tiki y cócteles al estilo chileno. De los ingredientes con que trabajan sobresale un perfumado bitter de la casa y un logrado sirope de merkén, elementos que utilizamos en este I+D y pesquisamos ensambles, alianzas y ensayamos hasta dar con estas proporciones que sacan a relucir la coctelería con pisco, una tendencia que sigue al alza y parece querer quedarse de aquí en adelante.

Panamericano, un elixir lleno de influjos

Panamericano

Cóctel fusión cuya combinación es fruto del trabajo del mixólogo Francesco Lafranconi, quien es también el director ejecutivo y educador del instituto Southern Wine and Spirits of Nevada. Su innovadora receta se popularizó tras la publicación del libro Cocteles del Mundo de Tom Sandham (2014). El giro que le dimos es usar un chorrito de Menta Branca (en vez del licor herbal Chartreuse), para aportar notas herbales, frescas y botánicas a la mezcla. El cóctel lleva el nombre de la carretera que conecta nuestro continente y combina de manera perfecta diversas culturas. Sin complejos congrega sabores, orígenes y distintos terruños en el vaso. El pisco peruano (en este caso, Quebranta) le entrega notas botánicas adicionales. El Sauvignon Blanc (preferentemente con el perfil más cítrico de los blancos de Casablanca o Leyda) muestra un lado fresco, delicado, donde también emergen notas florales del vino y hay una exuberante combinación con notas de elíxir. En la boca presenta al final una ligera astringencia que recuerda las notas del té. Algo que le debe a la presencia conciliadora y balsámica del amargo italiano.

Ingredientes:

  • 2 onzas de Sauvignon Blanc frío
  • ¾  de onza de pisco
  • ¾ de onza de Aperol
  • Un dash de Menta Branca
  • Hielo
  • Un toque sutil de goma
  • Un tirabuzón de piel de pomelo largo para decorar.

Método: En un vaso mezclador lleno con hielo combinar el vino con el pisco y luego añadir Aperol y el chorrito de Menta Branca, mezclar con cucharilla, colar y luego servir en copa de Martini muy fría. Las medidas corresponden a lo necesario para preparar una porción individual.

Pisco Punch, el pionero

Pisco Punch

Un cóctel lleno de misterio y que suscita una serie de preguntas. Se registra como una de las primeras recetas publicadas en Estados Unidos que utiliza pisco. Un dato que aporta Charles de Bournet, heredero de la casa Lapostolle, embajador global de Grand Marnier y del pisco Kappa, sitúa a esta combinación como algo que nace en San Francisco, en la época de la fiebre del oro, cuando los barcos procedentes de Valparaíso o el Callao despachaban su aguardiente hacia estas latitudes. La teoría más recurrente acerca de su creador señala al dueño de un salón de la época llamado Duncan Nicol que se llevó su secreto a la tumba. Erik Adkinson, del The Slanted Door de San Francisco confirma esos mitos y de las constantes variantes de la receta. Que a veces usa a veces limones y otras veces lima y hasta apostilla los mitos circundantes de versiones de esta bebida que incluso involucran cocaína en la mezcla. Casi no hay listas de ingredientes y porciones definitivas. La fórmula que rescatamos, eso sí, se presenta como un trago suave, mitigador de la sed, con notas refrescantes y eminentemente frutales. Absolutamente veraniego, para beber con los pies en el pasto o en la arena. Puro disfrute.

Ingredientes para 12 personas:

  • 24 onzas o 1 botella de pisco Gobernador macerado en jengibre.
  • 8 onzas de jugo de limón(aproximadamente 6 limones)
  • Una botella de goma aromatizada con piña glaceada mire cómo preparar una goma casera de piña en la web www.smallhandfoods.com
  •  2 ½ tazas de piña cortada en cubos, hielo, preferentemente un bloque grande.
  • Hojas de piña decoradas con tijera zigzag.
  •  Frambuesas congeladas.

Burbujas al aperitivo

Champagne Cooler (2)

Este cóctel es un primo hermano de un clásico coctel llamado Champagne Cocktail que se remite a la década de los años 20 del siglo pasado. También llamado Ile de France en el recetario del Hotel Crillón, cuya receta puede revisarse en el sitio web www.memoriachilena.cl. Funciona perfecto como aperitivo y muestra aristas de sabor tostadas, y predominan las notas de su alianza con el cítrico. En la copa se comporta oleoso y complejo. Las delicadas notas tostadas so obtienen a partir de la garnitura o este decorado que en este caso es absolutamente funcional. Lo que presentamos ahora luce con toques anaranjados y ligeramente rojizos,  En boca, es fresco y la burbuja queda bien acoplada. Este Champagne Cooler luce bastante más inofensivo, pero es un trago seco, aunque con matices refrescantes. Las notas del cítrico mandan y se resuelve con algo de caramelo y el perfume de la piel del cítrico queda dando vuelta en el paladar.

Champagne Cooler

Ingredientes:

  • 1 onza de brandy o pisco Horcón Quemado 1 año
  • 1 onza de Cointreau
  • Champagne o espumante Brut
  • Hojas de hierbabuena.
  • Gotas de bitter Angostura.
  • Va con un toque mandarina caramelizada.

Método: Se prepara en vaso mezclador, primero el pisco, luego la onza de licor Cointreau. Se agregan un toque de gotitas de bitter para dar color. Va con hielo, se cuela ay va a la copa del tipo flauta o de espumante.

La versión moderna de un reputado apellido

Pisco Collins

La familia Collins es tal vez el apellido más reputado en el universo de los cocteles y en esta alianza rescatamos una receta del Larousse del los Cócteles desarrollado por el franco-chileno, Fernando Castellón. En este caso el agua soda se reemplaza por las burbujas y las  notas más amargas de la tónica. Se escapa hacia un perfil donde manda algo más lo amargo y lo cítrico, pero también con una innegable nota especiada. Este Pisco Collins se revela  refrescante, el hielo hay que procurarlo de buena consistencia y fabricarlo con agua doblemente filtrada. Eso aporta bajar la temperatura sin necesidad de tanto aporte de agua. En la boca se desenvuelve con notas especiadas y muestra un alineado toque picante, con una nota picosa muy agradable. Es un trago largo para conversar. Desde el hotel nos revelan una manera para lograr rodajas de naranja o mandarina caramelizadas, con toque de merquén y pimienta. Se preparan las láminas muy delgadas y se llevan por entre 5 a 6 horas al horno bajo a unos 50º-60º y se reservan para decorar. Entregan un toque único.

Ingredientes:

  • 1 ¾ onzas de Pisco Waqar
  • 20 ml de sirope de merkén
  • 1 onza de jugo de lima
  • Agua tónica.
  • Gotas de bitter
  • Tirabuzón de piel de lima.
  • Rodaja de mandarina con merkén.

Método: Se mezcla todo en coctelera, rellenar con agua tónica, en este caso Fever-Tree.  Vaso lleno de hielo. Se presentaen vaso largo.

Una medicina de antaño

Pisco Julep

Presencia y prestancia de una bebida cuyo nombre es uno de los más antiguos que se conozcan en el mundo de la coctelería. Por un lado, con esa genealogía de los destiladores árabes y por otro, recordando esa raigambre de la familia de los “smashes” que vieron en la ciudad de New Orleans su versión más masiva y que se preparaba ancestralmente con whiskey de maíz, ron (o más a lo lejos) con brandy. Eso nos sirvió de inspiración. Darle vida a ese mismo julep que se servía en vasos de metal, peltre o en el mejor de los casos, de plata. Para nuestra versión de Pisco Julep respetamos la porción medicinal que habla de sus orígenes milenarios y nos atuvimos a esa moral de tónico vivificante. Para ello, se requiere mantener y respetar el componente botánico y cuidar la hoja menta con una técnica de aplastar o “aplaudir” sutilmente la menta. Para mezclar el licor con el destilado y el hielo se utilizó el reconocido método swizzle, propio de la coctelería Tiki, que no es sino  el gesto técnico que utilizar una suerte de varilla con aspas para remover los ingredientes. El resultado es un cóctel en código dulce, agradable, que debe servirse bien, bien frío.

  Ingredientes:

  • 10 hojas de menta, ramita de menta para decorar
  • 45 ml o 1 0nza y media de pisco Kappa
  • 4 cucharaditas de Grand Marnier
  • Hielo picado

Método: Revolver los ingredientes. “Aplaudir” o aplastar delicadamente la menta para luego mezclar los ingredientes en vaso mezclador. Agitar, colar y luego servir en vaso de estilo Old Fashioned o vaso de cata de whisky.

Publicado en revista La CAV.

Libro dest Portada08

Un libro imprescindible para el bar

LIbro Destilados Blume

Lo exhortamos a cambiar su punto de vista. Imagine que entre sus manos tiene el catálogo de ingredientes de la cocina que está de moda en todo el mundo. Los “ingredientes “ en este caso son líquidos y los cocineros trabajan tras una barra y se hacen llamar mixólogos o bartenders. Se trata del trabajo a cuatro manos de Joel Harrison y Neil Ridley quienes escriben sobre destilados (particularmente sobre whisky) en la web Caskstreng.net y en revistas como Whisky Magazine e Imbibe. Proponen ser guías turísticos para conducir a los lectores por los sinuosos derroteros de los destilados del mundo. En 224 páginas se explican ingredientes, métodos y hasta personajes disidentes de cada industria de los espirituosos. Cabe así un índice presidido por el gin (el destilado que vive su momento más hot), además de paseos por el vodka, vistazos al universo paralelo del tequila, los caminos laberínticos de la absenta, el ron, una pausa necesaria en los whiskies, brandies, y otros destilados del mundo como pisco, el aquavit, y otras bebidas como el soyu, además del universo insipiente de los amargos o bitters. Puro fuego líquido. Disponible en Librerías Contrapunto. Editado por Blume. Precio de referencia $23.800.

GIN La REPUBLICA

Gin con botánicos del Altiplano

GIN La REPUBLICA

El gin está de moda en todo el orbe. Ya no es la simple oleada del consumo trendy que protagonizaron y luego exportaron los españoles con sus estéticas maneras de preparar gin-tonics. La cosa es en serio, sobre todo cuando el consumo viene tomado de la mano de una revaloración de los barmans y la aparición de destiladores artesanales que rescatan antiguas recetas y costumbres para fabricar alcoholes de alta gama, pero en pequeñas producciones.

Es el caso de Joan Carbó, destilador y miembro del staff de afamado restaurante boliviano Gustu. Él es el responsable de esta joya espirituosa que usa botánicos tradicionales de un gin de estilo mediterráneo: Enebro, Cilantro, Cardamomo, Naranja, Limón, Anís, Canela ,Jengibre. Hasta ahí, todo bien, todo en regla. Pero la cosa cambia cuando a la paleta de sensaciones se incorporan las aristas singulares de ingredientes botánicos como Tumbo, Huacatay, Chirimoya, Ulupica, Molle, K’oa, Locoto y Quirquiña. Este gin presenta un alcohol delicado (un terciopelo fragante) con notas cítricas delicadas y un final largo que deja notas mentoladas revoloteando en la boca. En Chile, ya se puede encontrar en lugares como Room Nº9, Danés y Sarita Colonia. Gin La República Andina. Precio de referencia $25.000. Disponible a través de www.jantoki.cl

Ron Angostura 1824

Ron Angostura 1824, de los creadores del bitter

Ron Angostura 1824

Angostura es una famosa casa, cuna del archiconocido bitter aromático que por estos lados conocemos por la popular utilización de unas gotitas en el pisco sour a la peruana. En Trinidad y Tobago producen también este ron en versiones como ésta llamada 1824, que celebra la fundación de esta empresa y que contiene alcoholes de más de 12 años de guarda. Es pródigo en aromas de caña y deja sentir  algo de la barrica de roble, pieles de cítricos tostados, mieles. En la boca el alcohol es dócil con el paladar, delicado y de agradable calor. Tiene un final con notas nogadas, algunos resabios de frutos secos y una ligera nota especiada.

Perfecto para consumirlo a la manera de algunos brandis. Precio de referencia $40.000. Disponible en supermercados y tiendas especializadas.

Tequila Cazadores

El regreso del Tequila Cazadores

Tequilas que muestran una arista amable al paladar. Producidos 100% de agave azul, en su versión Blanco, sin reposo, es ligeramente dulce, suave y versátil para involucrarlo en coctelería. El Reposado es la versión con guarda del Blanco que presenta notas de madera pero deja de lado las notas frescas de su hermano transparente. La docilidad se aprecia plenamente en la versión Añejo, con guarda de al menos un año en pequeñas barricas nuevas de roble blanco americano. Se disfruta mejor al tomarlo solo. Remozadas botellas, que mantienen el logo del ciervo, pero incluyen un renovado aspecto, aunque por dentro el destilado permanece inalterable. Precio de referencia para las versiones de Cazadores Blanco ($9.690), Reposado ($9.690) y Añejo ($14.290). Disponible en tiendas especializadas como La Vinoteca. Más info en la web www.cazadores.com.

Glencairn Glass + Box

Un vaso hecho para el whisky

Glencairn Whisky Glass 3Se dice que el vaso Gleincairn es el mejor vaso para beber whisky y disfrutar de todas sus aristas aromáticas. El vaso de Old Fashion ya no se usa mucho entre los conocedores y los que aprecian los aromas, sobre todo los amantes de las maltas y su fascinante paleta aromática. Este vaso está hecho para apreciar y capturar sus aromas y permite, por ende, reconocer mejor los sabores.

Permite agitar bien el líquido en él y captura el bouquet que esconde cada destilado. Lo cierto es que esta copa nació para apreciar la riqueza de aromas de los licores escoceses, pero es perfectamente compatible para catar, bourbons, otros whiskeys americanos, japoneses y hasta rones del mundo, brandies y otros espirituosos, de preferencia oscuros.

Disponible en tiendas especializadas como El Mundo del Vino. Precio de referencia $5.900. Más información en www.whiskyglass.com

BACARI SOLERA

Bacardi Solera, un ron con alma de brandy

En una elegante presentación arriba este ron que tiene un envejecimiento mínimo de tres años en barricas de roble. Huele, eso sí, a una mezcla de alcoholes de distintas naturalezas y distintos modelos de destilación. Pasa que las grandes casas destiladoras combinan los distintos productos para hacer ese blend que convence al público, al maestro mezclador y permite satisfacer la demanda global que siempre busca más cantidad que calidad.

Este ron, ya en un primer acercamiento deja sentir la madera, algo de mieles, síropes o almíbares. Hay más miel que melaza y se nota también algo de vainilla.

En boca la cosa mejora porque emergen notas de frutos secos, almendras tostadas, caramelo, dátiles y nueces. Es, sin duda, un best value para regalar a los padres. El alcohol es sedoso, podría hasta pasar por un brandy.

Bacardi Ron Solera tiene 38º de potencia alcohólica y está disponible en principales supermercados y tiendas especializadas del país. Precio de referencia $7.990. Ideal para consumirlo en un vaso con hielo y la consigna se impone. Mejor sólo que mal acompañado.

Ciroc Sabores

Cîroc sabores

El ultra-lujoso vodka que nace a partir de uvas francesas que se fermentan al frío y se destilan cinco veces para producir un sabor fresco y suave. El vodka francés producido en la región de Cognac arremete ahora con una línea concebida para la coctelería. Complementan la familia nuevos vodkas elaborados con ingredientes completamente naturales para producir cuatro líquidos excepcionalmente suaves: Las versiones Red Berry (frambuesas que son perfectas para preparar cócteles frutales), Coconut (de sedosos resabios tropicales), Peach (que combina bien dulzor con sensaciones más frescos y cítricas) y el innovador sabor Amaretto (bastante cálido). Disponible a partir de este mes en principales tiendas especializadas, supermercados y botillerías. Acaban de arribar a Chile sólo los sabores Amaretto y Red Berry. Precio de refrencia $19.990.

jack-daniel-s-white-rabbit-saloon

Jack Daniel’s White Rabbit Saloon

Si visitan la destilería de Jack en Lynchburg, Tennessee encontrarán una pieza donde se sirve limonada y es el final del tour, es el salón White Rabbit, clausurado Desafortunadamente, la prohibición de venta de alcohol que se votó en el condado de Moore llevó al cierre del bar en 1909. La botellas numeradas son lo novedoso, el interior es el regular Old Nº7 con apenas unos grados más de alcohol (43º) de nítidas y brillantes notas doradas y destellos color oro. Se aprecia el roble tostado, algunas especias quedan paso a la vainilla, caramelo, algo de alquitrán, café, tabaco, plátano y bizcocho de jengibre. En la boca están los clásicos destellos salinos, algo de pimienta, dulzores de miel, se siente el humo y esa nota de carbón tan característica. Disponible en principales botillerías, tiendas especializadas y supermercados del país. Precio de referencia $16.990.

Tabernero Mosto Verde

Tabernero Mosto Verde Quebranta

La palabra que mejor define a un pisco mosto verde, esos piscos que provienen de mostos de fermentación incompleta es terciopelo. Al paladar debe ser una caricia suave, casi sin aristas de alcohol. Este aguardiente proveniente de Ica, Perú, se presenta limpio, brillante, totalmente traslúcido. Deja apreciar aromas de bizcocho, vainilla, fruta  amarilla y de manzana verde, frutos secos y algo mineral allá en el fondo. Ya en la boca muestra una agradable salinidad y el líquido se acopla delicadamente en el paladar, es de ataque medio, con un final largo con un retrogusto que recuerda fruta deshidratada. Enmascara de maravillas 42,1º de potencia alcohólica. Ideal para beberlo solo, como bajativo o para acompañar chocolates. Precio de referencia. $16.900 para su estilizado envase de 500 ml. Disponible también en versiones de uva Italia y Torontel en tiendas La Vinoteca.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Alcoholes potentes: Ron Overproof.

Ron OverproofiOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Originalmente se utilizaba pólvora para determinar la potencia de un espirituoso. Todo comenzó en el siglo XVIII, cuando los pagos a marineros británicos incluyeron raciones de ron. Se mezclaba la bebida con pólvora y se encendía. Si no se inflamaba, estaba bajo la prueba (underproof) y se sospechaba de una cantidad excesiva de agua en el ron; si se lograba la combustión como era esperado, superaba la prueba (proof) y si explotaba estaba por sobre el rango (overproof). Los que sobrepasan con creces el test eran los rones jamaiquinos que tienen a sus mejores exponentes en etiquetas como Wray & Nephew (62,8°) y Western Pearl (67°) y el robustísimo Appleton 151 Proof (75,5°) que en su botella advierte sobre mantenerlo alejado del fuego y ¡No es para beberse en varias rondas seguidas! Aun que en República Dominicana usan este destilado de la etioquyeta Brugal para las bebidas de los All Inclusive, eso sí en moderadas dosis. De todas formas ya están advertidos.

Casa Dragones Tequila

Casa Dragones, un tequila que roza el cielo

Casa Dragones16

Este tequila de agave azul cuesta U$290, pero lo cierto es que cada centímetro cúbico vale su peso. Ni me hablen que cada botella (galardonada por su diseño que rememora los elíxiresdel boticario) vienen firmadas y numeradas. De nada sirve que sean apenas doce mil unidades. El sabor es único. Las sensaciones en boca recuerdan a avellanas y pequeñas puntas de pera, con un retrogusto especiado que emerge de a poco. A pesar de que es un tequila traslúcido, a cargo de la maestra tequilera Bertha González posee alcoholes del escalafón Extra Añejo, aunque sin el dorado característico. Los que saben de tequila los prefieren transparentes o blancos porque así es la única manera de reconocer la calidad y la personalidad de un tequila sin las máscaras y el maquillaje de la madera y la domesticación de la guarda.

Es un tequila elegantísimo, que se desata con sutileza en el paladar sin la briosa presencia a la que nos tienen acostumbrados sus parientes que exigen la presencia de algun líquido para combinar, sal, limón o una sangrita para contrarrestar. Elementos que en el caso de Casa Dragones constituyen un pecado imperdonable.

tumblr_ln32y1WqyK1qd3kqco2_500

Alcoholes Poderosos: ABSENTA (80°)

Absenta

Phil Baker, autor del libro Ajenjo, no duda en explicitar que “es una de las bebidas alcohólicas más fuertes jamás preparada, llamada la cocaína del siglo XIX, que evoca pensamientos de narcótica intriga, euforia, erotismo y sensualidad decadente”. Nada mal como slogan pero en rigor, se trata de una bebida que ha etiquetado hasta 89,9º con un sabor muy parecido al licor de anís, compuesto de hierbas y flores de plantas medicinales -con predominio de la semilla del ajenjo- que en grandes cantidades tiene un poderoso agente psicoactivo.

Después de años de prohibición en países como Francia, Inglaterra y Estados Unidos vuelve a ponerse de moda como destilado trendy, que permite revivir el delirio de artistas e intelectuales del epílogo del siglo XIX.

En Chile los productores nacionales como The Green Fairy ya recogieron el guante de la tendencia mundial y preparan una receta del estilo Suisse que se empina hasta los 60° y la sureña Talcamávida ya dispone de 5 variedades: Verde, violeta con semillas de amapola, rojo (todos de 75º) y dos Absentas Premium, una negra y otra con raíz de ginseng, ambas de 80º. Para beber ojalá con todas las vituallas del protocolo que circunda su consumición.

Claves botánicas del gin ginebra

Las claves botánicas del Gin

Claves botánicas del gin ginebra

Por su naturaleza botánica el mercado de los gin saborizados es muy reducido e incipiente pero marcas como Bol’s, Gordon’s y Seagram’s ya han hecho sus propias versiones.

Complejo en aromas y reminiscencias, su inigualable sabor lo componen estos productos utilizados por la mayoría de las etiquetas.

Los barmans asumen que ante todo los martinis reales se preparan con gin y es preferido por los clientes que buscan más sabor. Acá algunas claves para entender y descifrar los sabores de esta compleja bebida.

Almendra: Se utilizan dos tipos almendras, amargas y normales o denominadas dulces, le entregan esos resabios de mazapán, oleadas nogadas y un sutil amargor especiado.

Cardamomo: Se utilizan las dos variedades (verde y negra) de esta planta originaria de Malabar al suroeste de India. La variedad verde que es más delicada, entrega esos toques aromáticos mentolados, con reminiscencias de eucaliptus y cítricos.

Cassia y Canela: Son usadas para darle el carácter especiado a la bebida. Entrega reminiscencias de goma de mascar.

Enebro: El sabor característico del gin. El sabor principal proviene de las semillas que tiene el fruto que produce este planta. Fragante y especiado, con un sabor amargo, y tonos de pino, lavanda, alcanfor y un final de pimienta.

Semillas de Cilantro: es el segundo sabor de mayor protagonismo en el gin. El cilantro entrega un suave sabor y sugiere la aromática presencia de jengibre y piel de limón. Utilizada por las marcas más prestigiosas. El común de los fabricantes usa directamente limón y jengibre.