tumblr_l7rqhzQwqJ1qcxr5i

Vodkas de lujo

tumblr_l7row8kQeU1qcxr5i

En el mundo de los destilados hay un nicho emergente, el de los vodkas de alta gama. Además, a la hora de regalar, se puede optar por botellas que están en la cima. Porque de cognacs, rones y whiskies, con botellas que se empinan hasta los 2 millones de pesos, ni hablar. Así, si nos enfocamos en este segmento que es mucho más asequible y entrega la calidad máxima, el homenaje queda por todo lo alto y se resguarda la billetera. Y está nutrida la parrilla de los super-premium en vodka o wodka, depende si es ruso o polaco… o francés, sueco, finlandés.

La lista de países productores es cada vez mayor y las marcas de lujo se consolidan. Como el estilizado y puro Stolichnaya Elit ($34.990), ruso hasta en el diseño. En el lado de los franceses están Ciroc ($28.990), destilado de pepas de uva y Grey Goose ($29.900) fabricado en la región de Cognac, cuya versión La Poire ( de pera) es la cima de los destilados saborizados. Los polacos están dando dura pelea para adjudicarse el cetro como país oficial de esta bebida con exponentes de peso como Wyworowa en su versión Exquisite ($29.900); Belvedere ($28.890), uno de los más delicados o Chopin ($29.900), un destilado en base a papa. Los amantes de las curiosidades encontrarán en Zubrowka ($9.999) un destilado con una hoja de la famosa hierba del bisonte que le entrega un particular sabor. Otros lujos de diversas procedencias se encuentran en la versión del sueco Absolut 100 ($14.990); la transparente botella de Akvinta ($19.900) el vodka croata que se hace llamar el primero del Mediterráneo y SKYY 90 ($24.990) variedad destilada al 100 por ciento y producida en Estados Unidos. Son los mejores exponentes de una bebida global que sin duda serán piezas claves en el bar.